Carta de Presentación

La Protección Civil es un Servicio Público cuyo objetivo es prevenir las situaciones de grave riesgo colectivo o catástrofes, proteger a las personas y los bienes cuando dichas situaciones se producen, así como contribuir a la rehabilitación y reconstrucción de las áreas afectadas.

En estas líneas se exponen las líneas básicas de actuación de la Dirección General de Protección Civil y Emergencias cuyo objetivo básico es conseguir un Sistema Nacional de Protección Civil más eficaz y solidario en el que la prevención, la planificación, la coordinación y la cooperación son elementos claves para su buen funcionamiento.

Con el objeto de responder con la mayor eficacia a las crecientes demandas de seguridad que la sociedad plantea, nuestro Sistema Nacional de Protección Civil debe estar en permanente evolución. Por ello, desde la Dirección General de Protección Civil y Emergencias se impulsa la coordinación de las actuaciones de los Órganos del Estado y la cooperación con las Comunidades Autónomas y las Corporaciones Locales.

El marco institucional en el que se ejerce esta coordinación efectiva es la Comisión Nacional de Protección Civil, foro colegiado que da cabida a los representantes de la Administración General del Estado y las Comunidades Autónomas.

Puesto que en la protección civil todos los ciudadanos están afectados y todos deben estar implicados, fomentar su participación en las materias de protección civil es una de las acciones prioritarias de esta Dirección General. En este sentido, los ciudadanos pueden utilizar los diferentes portales multimedia que este departamento pone a su disposición, así como ser parte activa en las actividades y recomendaciones planteadas por este departamento.

Otro elemento clave de la protección civil es potenciar una adecuada cultura preventiva de riesgos, tanto en lo que se refiere a su análisis, sistemas de alerta temprana, como a la concienciación, información y pautas a seguir por la población.

En un mundo tan cambiante y tecnificado como el actual la formación ocupa un lugar central en cualquier ámbito de la actividad humana. En este ámbito, la Escuela Nacional de Protección Civil sirve de foro de encuentro de expertos en distintos ámbitos de la protección civil, tanto a nivel nacional como internacional, y promueve el intercambio de conocimientos y experiencias entre especialistas y profesionales en la materia. También se fomenta el conocimiento de las materias de protección civil a través de nuestro Centro Nacional de Información y Documentación.

De igual forma, para hacer frente con mayores garantías a los riesgos de un mundo globalizado, es necesario apoyar las acciones promovidas a nivel internacional para la mejora de la cooperación y asistencia mutua con otros países en materia de protección civil. Por este motivo, se ha establecido una permanente relación a nivel técnico con organismos homologados de otros países, especialmente la Unión Europea, la ribera sur del Mediterráneo e Iberoamérica, así como la activa participación en las reuniones de organismos internacionales, con competencias en protección civil y emergencias.

También constituye un aspecto relevante de actuación de esta Dirección General la necesidad de reforzar las relaciones y la cooperación interinstitucional a través de un nuevo marco legal en materia de protección civil con el fin de adecuar la normativa a la realidad existente.

Se trata, en definitiva, de garantizar el cumplimiento del principio constitucional de solidaridad interterritorial y conseguir que España sea cada vez un país más seguro porque trabajar por la seguridad supone tener unos dispositivos más ágiles y eficaces frente a las emergencias.

 

Juan Díaz Cruz

Director General de Protección Civil y Emergencias