Notice: Undefined index: previo in C:\Apache24\htdocs\revistadigital\revistaNoticia.php on line 14
Revista Digital, Reducción del Riesgo de Desastres. Dirección General de Protección Civil y Emergencias
FotoCabecera. Ministerio del interior. Dirección General de Protección Civil y Emergencias
Nº 10  · Julio-diciembre 2018
Revista digital
Reducción del riesgo de desastres
    Comisión Técnica del Comité Español
de la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres
UN ANÁLISIS PRELIMINAR, PARA LA UTILIZACIÓN DE LOS NUEVOS SISTEMAS DE COMUNICACIONES EN LA GENERACIÓN DE ALERTAS DE PROTECCIÓN CIVIL icono ver más volver 

Autor: Gregorio Pascual Santamaría1, Jefe de Área de Riesgos Naturales. Dirección General de Protección Civil y Emergencias. España.

 

Resumen

Se pretende recopilar información técnica que pueda servir para la implantación de un Sistema Nacional de Alertas.

Aunque es evidente que son imprescindibles, la elaboración desde el punto de vista técnico, sociológico y sicológico, de mensajes que penetren en la población y hagan tomar conciencia, a la mayor parte de los posibles afectados de la necesidad de preparase y protegerse, es necesario tener en cuenta además los sistemas que se usan para transmitir los mencionados mensajes. En este breve artículo solamente analizaremos el aspecto técnico de la transmisión de mensajes.

Un poco de teoría

Atendiendo a la teoría Marshall McLuhan, uno de los grandes visionarios de la presente y futura sociedad de la información, es conveniente citar siquiera brevemente, lo expresado en su biografía por la Wikipedia:

… El medio es entendido como una extensión del cuerpo humano, el mensaje no podría limitarse entonces simplemente a contenido o información, porque de esta forma excluiríamos algunas de las características más importantes de los medios: su poder para modificar el curso y el funcionamiento de las relaciones y las actividades humanas. Al considerar el medio como una de las características primordiales del mensaje, McLuhan afirmaba que si el medio cambiaba, el mensaje se distorsionaba, sin importar con cuanta fidelidad pase el mensaje de un medio a otro este invariablemente se distorsiona debido a los sesgos de los diferentes medios.
En esta línea, McLuhan definirá el mensaje de un medio como todo cambio de escala, ritmo o letras que ese medio provoque en las sociedades o culturas. De esta forma, el contenido se convierte en una ilusión o visión, en el sentido de que éste se encuentra enmascarando, como La Máscara, la modificación del medio (la mediatización).
Medio y mensaje funcionan en pareja, comprometidos más o menos, puesto que uno puede contener a otro: el telégrafo contiene a la palabra impresa, que contiene a su vez a la escritura, que contiene al discurso... y así, por lo que el contenido se convierte en el mensaje del medio continente.

Atendiendo a que la teoría de McLuhan se desarrolló en la época en que la televisión y la radio dominaban los espacios de la emisión y recepción de mensajes, parece que en la actualidad con la multiplicidad de medios nuevos aparecidos desde entonces, esta teoría podría ser mucho más convincente. Es evidente que el medio por el que se recibe el mensaje: radio, televisión, teléfono, redes sociales, Internet, paneles informativos, prensa, etc., condiciona no solo la forma de entenderlo, si no las reacciones de los receptores ante el mensaje. 

Hacia un sistema nacional de avisos a la población

Por otra parte, si tenemos en cuenta lo expresado en la nueva Ley 17/2015, de 9 de julio, del Sistema Nacional de Protección Civil, que en sus artículos 6 y 12 establece:

Artículo 6. Derecho a la información.

1. Todos tienen derecho a ser informados adecuadamente por los poderes públicos acerca de los riesgos colectivos importantes que les afecten, las medidas previstas y adoptadas para hacerles frente y las conductas que deban seguir para prevenirlos.
2. Dichas informaciones habrán de proporcionarse tanto en caso de emergencia como preventivamente, antes de que las situaciones de peligro lleguen a estar presentes.

Artículo 12. Red de Alerta Nacional de Protección Civil.

1. Se crea la Red de Alerta Nacional de Protección Civil como sistema de comunicación de avisos de emergencia a las autoridades competentes en materia de protección civil, sin perjuicio de las competencias de las comunidades autónomas, a fin de que los servicios públicos esenciales y los ciudadanos estén informados ante cualquier amenaza de emergencia.
2. La gestión de la Red corresponderá al Ministerio del Interior, a través del Centro Nacional de Seguimiento y Coordinación de Emergencias de Protección Civil.
3. Todos los organismos de las Administraciones Públicas que puedan contribuir a la detección, seguimiento y previsión de amenazas de peligro inminente para las personas y bienes comunicarán de inmediato al Centro Nacional de Seguimiento y Coordinación de Emergencias de Protección Civil cualquier situación de la que tengan conocimiento que pueda dar lugar a una emergencia de protección civil.
4. Los órganos competentes de coordinación de emergencias de las comunidades autónomas serán cauce tanto para la información de las emergencias de protección civil al Centro Nacional de Seguimiento y Coordinación de Emergencias de Protección Civil, como para la transmisión de la alerta a quien corresponda.

Es necesario desarrollar los sistemas necesarios que garanticen, mediante los medios más eficaces y eficientes, la realización de estas exigencias.

Bosquejo del sistema nacional de avisos a la población

1. Medios para transmitir la información.

Con el desarrollo de las comunicaciones y de la diversidad de medios que se puedan usar y de hecho se están usando, para trasmitir información tanto preventiva como durante la emergencia, ha aumentado exponencialmente la forma de llegar a los usuarios. Desde los avisos tradicionales mediante campanas o sirenas en los pueblos, a los más sofisticados como teléfonos móviles, paneles informativos en carreteras o líneas de autobús, forman parte de los canales que pueden usarse para emitir avisos a la población. Es necesario establecer los protocolos y procedimientos que contemplen todos los sistemas, diseñando los métodos que capten la información y la distribuyan de la forma más adecuada. En la figura 1 se dan algunos ejemplos de los sistemas que pueden ser usados.

Figura 1. Algunos de los medios que se deben utilizar para la emisión de mensajes de información a la población.

 

2. Ubicación de la población.

 Dada la diversidad y heterogeneidad de receptores del mensaje, es necesario, en primer lugar, establecer de forma estadística la ubicación de la población en función de la época del año y de las horas del día ya que, en función de la ubicación, puede estimarse los medios más usuales mediante los cuales los usuarios pueden recibir la información. En la figura 2 se muestra un ejemplo de análisis de la ubicación de los receptores y de los posibles medios que se utilizarán para recibir los mensajes.

3. Desarrollo de sistemas de transmisión de la información.

Para el desarrollo del sistema es indispensable que todos los organismos competentes en el análisis y previsión de peligros usen un protocolo de comunicaciones común (Common Alerting Protocol, CAP en sus siglas en ingles). Uno de los protocolos más usuales para la generación de estos mensajes es OASIS: http://docs.oasis-open.org/emergency/cap/v1.2/CAP-v1.2-os.html

Este protocolo genera los avisos mediante ficheros XML para que todos los servicios interesados puedan recibir las alertas mediante los mismos códigos y hacer así al sistema interoperable y manejable, tanto por los organismos que producen información, como por los que la reciben y la difunden, de forma ágil y automática.

Por supuesto, el protocolo incluye las características de cada uno de los riesgos y establece niveles de riesgo, además es capaz de discernir por zonas geográficas que serán más afectadas.

Figura 2. Estadística de la ubicación de la población a lo largo del día y los diferentes medios que se utilizarán en función de los porcentajes de las diferentes ubicaciones.
Figura 3. Esquema de posibilidades de captura de información y su distribución entre los diferentes canales.

4. Establecimiento de la extensión geográfica donde se dirige el mensaje.

Una vez generado el mensaje, es necesario habilitar los medios para que éste llegue por los distintos canales a toda la población potencialmente afectada, para ello, utilizando técnicas de GIS apoyadas en cartografías desarrolladas en las Infraestructuras de Datos Espaciales, el sistema debe, en base a los estudios previos de análisis de riesgo, establecer las aéreas donde es necesario difundir el mensaje acotando geográficamente la población afectada y escoger los canales que mejor pueden llegar a toda la población2.

Figura 4. Análisis de riesgo en una zona con probabilidad de inundaciones torrenciales.

Pero además de tener geolocalizados los terminales fijos que distribuirán la información, se debería poder hacer llegar los mensajes a los móviles de la zona sin necesidad de que cada usuario tenga que descargarse una aplicación, por lo que será imprescindible un acuerdo con los operadores de telefonía móvil que deberán realizar las acciones que permitan esta función. 

Figura 5. Establecimiento de áreas para la distribución de mensajes a teléfonos móviles fijos.

5. Necesidad de sistemas exclusivos para el uso de avisos en emergencias.

Aunque todas las prestaciones descritas están desarrolladas a niveles comerciales y son asequibles y utilizables por los distintos operadores, no existe una garantía total de funcionamiento en tiempo real ni una robustez de los sistemas que garantice la no existencia de errores. Por ello, es imprescindible generar una red de distribución propia que, usando la tecnología y las redes privadas, permita priorizar los sistemas de alerta y garantice de forma real la robustez del sistema. 

Es pues imprescindible que el Estado genere una red independiente, gestionada por entidades estatales, que permita asegurar el error cero en la transmisión de alertas usando, por supuesto, las infraestructuras de los operadores concesionarios. 

6. Ejemplos de desarrollos de sistemas de avisos.

  • System IPAWS (Integrated Public Alert & Warning System).
Es el sistema que se está desarrollando en los Estados Unidos, existe mucha documentación, incluso en español, sobre sus características y desarrollo:

https://www.fema.gov/pdf/emergency/ipaws/ipaws_spanish_brochure.pdf
https://www.fema.gov/integrated-public-alert-warning-system
https://www.fema.gov/integrated-public-alert-warning-system-open-platform-emergency-networks
https://gobierno.usa.gov/novedades/el-app-de-fema-en-espanol-una-respuesta-agil-ante-desastres-naturales, donde existe una APP en castellano de información de emergencias.

Para información técnica:

https://www.fema.gov/media-library-data/20130726-1839-25045-9302/eas_best_practices_guide.pdf

App de FEMA que soporta el Sistema

Presentación del sistema

Figura 6. Información sobre el sistema en castellano.  
Figura 7. Ejemplos de una aplicación desarrollada por IPAWS para móvil y portada de la guía de IPAWS.

Este sistema, que se sigue desarrollando es financiado y coordinado por la FEMA. 

En las figuras 8 y 9 se muestran sendos esquemas extraídos de los enlaces indicados donde se explicita la estructura de las entidades y organizaciones participantes (Figura 8). 

Figura 8. Estructura de los participantes y entidades involucradas en la gestión de alerta.

De la figura 9 puede deducirse el sistema de captación y distribución de la información.

Figura 9. Esquema conceptual de las gestiones de las alertas por Ipaws.
  • La Unión Europea, a través de instituciones de apoyo http://www.eena.org/, está desarrollando recomendaciones para unificar los posibles sistemas de aviso, a través de agrupaciones de los 112, mediante la publicación de borradores de normas:
Estas recomendaciones se pueden consultar en: http://standards.globalspec.com/std/1273726/etsi-ts-102-182 

y cada una de ellas en:

  • El Parlamento Europeo ha aprobado a primeros de septiembre el establecimiento de un sistema público de avisos:
Figura 10. La aprobación por el Parlamento Europeo de un sistema de avisos común.
  • Francia ha desarrollado una aplicación de móvil para realizar avisos antiterroristas. La empresa contratista para el desarrollo del sistema ha sido DELIWARE
7. Otras direcciones que pudieran ser útiles.
  1. Algunos ejemplos de mas Compañías que trabajan en esta área:
(John Tacken John.tacken@conict.com (31 6 28525280)).
  1. Productos informáticos que pueden facilitar la implantación de estos programas:
  • Collector de ArcGis: App de Esri para la recolección de datos.
  • GVSIG mini maps: otra APP de GVSIG (software libre).
  • Google Crisis response: Aplicación de Google para gestión de emergencias.

 


1 gpascual@procivil.mir.es

2 Es imprescindible diseñar sistemas de comprobación con el fin de garantizar que toda la población ha sido informada.

 

icono ver más volver 
www.proteccióncivil.orgRevista digital. Reducción de riesgo de desastresrevista@procivil.mir.es
©2014 Dirección General de Protección Civil y Emergencias - Quintiliano, 21 - 28002 Madrid - España
Ministerio del Interior